Curiosidades Filosofía

Filosofía y psicología: diferencias y semejanzas

diferencia entre psicologia y filosofia

La filosofía y la psicología guardan diferencias y semejanzas notables que se evidencian cuando se aborda el estudio histórico de estas disciplinas.

La psicología guarda su origen en la tradición de la filosofía y pensadores de la Antigüedad. En efecto, la palabra “psicología”, ya denota que se trata del estudio del alma, una noción que fue abordada por los filósofos en la antigua Grecia. Por ejemplo, Aristóteles dedicó un tratado entero al estudio de esta cuestión, el Peri Psyche. De modo que, durante siglos, la psicología fue una rama de la filosofía.

De hecho, hasta finales del siglo XIX algunos conceptos, tanto de la psicología como de la filosofía, estaban interconectados, existiendo poco interés en dilucidar las diferencias que existían entre una rama y la otra.

Fue a partir de los trabajos de experimentales como Fechner, Helmholtz y Wundt que la psicología se pudo asentar como una disciplina con objetivos propios, así como con sus métodos particulares.

>> Artículo relacionado: El mito de psique: historia del símbolo de la psicología Ψ

Semejanzas entre filosofía y psicología

Entre las semejanzas que todavía tienen la filosofía y la psicología al día de hoy, se encuentran las siguientes:

  • Comparten algunos temas de estudio: tales como el de la percepción, las sensaciones, la inteligencia, la memoria, la voluntad, la mente y las relaciones con los demás, pese a que el lenguaje entre ambas ramas suele ser diferente.
  • Debaten sobre el problema de la relación entre la mente y el cuerpo: a lo largo de la historia, han sido los filósofos quienes han propuesto teorías y explicaciones para comprender la distinción entre el cuerpo y el alma. De allí surge el debate entre el monismo y el dualismo, que la psicología ha heredado, pero ahora centrándose en nuevas metodologías.
  • La filosofía presta categorías para que la psicología trabaje: por ejemplo, la idea del hombre como un animal racional con un control volitivo sobre los sentimientos y estados de ánimo, pese a que esta forma de concebir al hombre es más propia del psicoanálisis, mientras que los neurocientíficos distan un poco de ello. La categoría de voluntad también es de herencia filosófica y mucho se ha debatido sobre qué podría ocurrir si el cerebro humano recibiese órdenes de un centro de control.
  • Interdependencia entre filosofía y psicología: ambas ramas estudian hoy día la noción de cognición encarnada, por lo que la filosofía de la mente procura estar actualizada con las investigaciones de psicólogos y neurocientíficos.
  • Pueden tener fines terapéuticos: muchas escuelas filosóficas se han preocupado por el hombre y de que este alcance un estado de armonía, felicidad o imperturbabilidad, controlando sus pensamientos y estados anímicos. Prueba de ello son las escuelas estoicas y epicúreas. Además, también se encuentra la rama de la logoterapia, centrada en la búsqueda de sentido en la vida del hombre. En el área de la psicología es bien conocida la aplicación clínica que esta tiene. Psicología y logoterapia algunas veces pueden aplicarse en conjunto.

Diferencias entre filosofía y psicología

Algunas diferencias entre filosofía y psicología son las siguientes:

  • A nivel conceptual: de modo general, la psicología se puede definir como el estudio científico de la conducta y los procesos mentales; en cambio, la filosofía es un conjunto de saberes que, por medio de la razón, busca establecer los principios por los cuales se orienta el conocimiento de la realidad y el sentido del obrar humano.
  • Los objetos de estudio de la psicología están definidos: es decir, son los procesos mentales y la conducta. La filosofía integra un campo más amplio de objetos de estudio.
  • Los temas de la filosofía son más abstractos: y también son más amplios que los de la psicología. La filosofía se interesa por el sentido de la vida, la existencia, la moral, el conocimiento, la verdad, entre otros, mientras que los temas de la psicología están más delimitados, en este caso, cómo ocurren los procesos mentales y cómo estos influyen en el comportamiento. Además, se interesa por la memoria, la volición y la personalidad.
  • La psicología debe partir de una noción establecida en la realidad: al igual que las ciencias experimentales, mientras que la filosofía busca comprender la realidad a partir de la interpretación.
  • Los métodos de la psicología son de carácter experimental: para estudiar fenómenos psicológicos concretos. Pero, la filosofía no se rige por el método científico de forma rígida, pese a que analiza cómo dicho método es aplicado en las demás ciencias.
  • La filosofía no debe ser comprobable: ni requiere de un consenso por parte de las comunidades de estudio, sino que se basa en la discusión, la argumentación y el debate, pero la psicología se apoya en hipótesis que contrasta para poder establecer conclusiones. No hay cabida para la especulación y mucho menos en la práctica.
  • La psicología es una disciplina científica: interesada en soluciones concretas a conflictos específicos, mientras que, en el caso de la filosofía, muchas veces es más interesante el planteamiento que la solución.
  • La psicología busca respuestas: mientras que la filosofía procura generar nuevas preguntas.

Además de estas diferencias señaladas, la psicología tiene una vertiente clínica, experimental e incluso criminológica, mientras que la filosofía apunta más a la epistemología y la lógica.

Desde el siglo XX, los psicólogos conductistas, como Watson, propusieron que la psicología y la filosofía debían romper la conexión que existía entre ellas, sobre todo para que la psicología abandonase la introspección y se centrara en el método experimental y objetivo, propio de las ciencias naturales.

No obstante, en la década de los cincuenta, nuevamente surge una cooperación entre ambas ramas, debido al interés común que guardaban en el tema de la ciencia cognitiva.

Actualmente, cada una de estas ramas tiene sus diferencias marcadas, pero se siguen valiendo de algunas categorías para lograr una mejor comprensión del ser humano y su modo de actuar o relacionarse con el mundo en el que se encuentra inmerso.

isbeliafarias@gmail.com'

Isbelia Farías

Isbelia Farías, filósofa, formada en Logoterapia

Añadir Comentario

Click aquí para dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Servicios de psicología y publicidad: info@psicopico.com