Educación

¿Cómo detectar necesidades educativas especiales?

como detectar educacion especial

Se entiende la educación especial como un conjunto de recursos educativos puestos a la disposición de los alumnos que pueden necesitarlo de forma temporal o continuada, permanente o transitoria. Al menos así es como se define en España.

Para cumplir con estas necesidades educativas especiales (NEE) debemos entender en primer lugar a qué llamamos una necesidad educativa. Se dividen en dos grandes grupos:

  1. Necesidades educativas transitorias: dificultades de aprendizaje, problemas de comportamiento, emocionales e inadaptación social.
  2.  Necesidades educativas permanentes: dificultades sensoriales (visuales, auditivas…),  problemas motores, TDAH en niños (trastornos relacionados con la hiperactividad o déficit de atención), así como otros trastornos psicológico, los relacionados con el autismo (trastornos del espectro autista) o la discapacidad mental. Además, cabe indicar que los considerados “superdotados” también se deberían englobar dentro de sus propias necesidades educativas específicas.

Atención a la diversidad

La enseñanza debe ser entendida en función de la diversidad que ésta presenta en función del alumnado existente. Los pilares fundamentales de esta atención a la diversidad se sustentan en una educación de calidad con igualdad de oportunidades para todo el conjunto de los alumnos; y el esfuerzo compartido entre todos los componentes del sistema educativo. En la personalización del proceso de enseñanza está la clave de una buena atención e inclusión educativa. Todos somos diferentes. Todos merecemos tener una base educativa adaptada en la medida de lo posible a nuestras necesidades especiales.

¿Cómo saber si un niño necesita educación especial?

Para determinar si un niño o niña necesita educación especial adaptada deberá primeramente tener una evaluación multidisciplinar en la que pueden intervenir diferentes especialistas: educadores, psicólogos, logopedas, fisioterapeutas, pedagogos, neurólogos y psiquiatras entre otros. Estos serán los que evaluarán, diagnosticarán, tratarán y seguirán estas necesidades especiales para que su educación puede adaptarse lo mejor posible para garantizar, como decíamos anteriormente, una educación de calidad.

¿Necesidad educativa especial o apoyo psicopedagógico?

Cabe mencionar que esta evaluación debe ser realizada para evitar una educación especial no adecuada cuando lo que se requeriría sería más bien un apoyo psicopedagógico por presentar deficiencias en los procesos psicológicos que implican una correcta comprensión o uso del lenguaje. Estos pueden presentar dificultades en la escucha, el habla, la escritura o las matemáticas, pero no por ello necesita una educación especial, sino un refuerzo pedagógico o cambiar los modelos de aprendizaje para mejorar la comprensión.

Áreas de evaluación de las necesidades educativas especiales

Las áreas en las que se fijarán los expertos para decidir si se requiere una educación especial serán relativas a las grandes áreas del aprendizaje: atención, memoria, autocontrol y metacognición. Cuando existen problemas en alguno de estos elementos del aprendizaje se analizará su origen y grado. Ya que recordemos que todos tenemos diferentes tipos de grados de problema, por lo que se deberá adaptar a esa necesidad lo máximo posible.

Una vez esto se delimitan tres grandes bloques de posibles problemas:

Dificultades del Lenguaje

  • Dificultades o retraso en la asimilación de vocabulario
  • Problemas de discriminación auditiva.
  • Estructura gramatical inapropiada
  • Mala composición de frases.
  • Adquisición tardía del lenguaje o deficiente.

Desarrollo emocional-afectiva y social

  • Expresión exagerada de emociones (rabia, ira, enfado, alegría…)
  • Dependencia de adultos y demanda de atención.
  • Escasa participación o comportamiento inadecuado o falta de comunicación.
  • Personalidad impulsiva.
  • Trastornos de la atención y la conducta.
  • Excesiva baja autoestima y motivación.
  • Baja competencia cognitiva para adaptarse socialmente.
  • Expectativas bajas de éxito y altas de fracaso.
  • Poco esfuerzo por aprender.

Desarrollo motor

  • No establece conexiones correctas con el entorno.
  • Descoordinación motora y destrezas motrices básicas limitadas (lentitud de movimientos, dificultad para coger objetos

Como se puede observar, el abanico de necesidades educativas especiales es muy amplio y abarca gran multitud de problemas que dificultarán el correcto aprendizaje en la escuela de los niños por lo que todos los refuerzos y adaptaciones al mismo para mejorar su experiencia educativa de manera inclusiva será una victoria para nuestros sistema educativo.

Iván Pico

Director y creador de Psicopico.com. Psicólogo Colegiado G-5480 entre otras cosas. Visita la sección "Sobre mí" para saber más. ¿Quieres una consulta personalizada? ¡Escríbeme!

Añadir Comentario

Click aquí para dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Chat
1
💬 ¿Te ayudo?
Psicopico
Hola 👋
Soy Iván Pico, psicólogo. Si puedo ayudarte no dudes en escribirme. Gracias por la visita. Un saludo.